''''''

10 de febrero de 2015

Youth y la infelicidad del ser humano

¡Hola!
Ya he hablado en este blog de Youth, de Coetzee. Salió en mis lecturas del 2014 y creo que hasta lo reseñé. Hoy os traigo el trabajo que hice sobre ese libro para mi asignatura de "Pensamiento en la cultura anglófona" el año pasado en el segundo cuatrimestre.

Tuve muchísima suerte con el profesor que me tocó en esa asignatura porque nos dio la posibilidad de, en vez de hacer examen, realizar un trabajo con una obra literaria o cinematográfica y varios textos filosóficos que él nos dio. Él prefería que hiciéramos un trabajo porque eso nos haría reflexionar sobre un tema, mientras que si hacíamos un examen, vomitaríamos lo que nos habíamos estudiado y ya. Creo que este hombre no era consciente de hasta qué punto pensé y sigo pensando en el trabajo. Tanto que he decidido compartirlo con vosotros por si os apetece leerlo.

Son prácticamente 4.000 palabras y soy consciente de que la mayoría vais a pasar de leerlo. Pero si alguno lo lee y hay algo que le llame la atención o le parezca interesante, yo ya estoy contenta. Soy consciente de que tiene errores ortográficos, gramaticales... No está especialmente bien escrito. Pero en mi defensa diré que empecé el trabajo en castellano, luego lo hice en inglés para la primera versión que le entregué al profesor, y luego lo reescribí en castellano otra vez para la versión final. Así que perdón por los errores que pueda haber. Ah, y no soy estudiante de Filosofía sino de Filología, así que si no interpreté bien los textos o lo que sea... lo siento (pero el profesor me puso una nota bastante buena).

¡Ah! No considero que haga falta haberse leído el libro para entender el trabajo. Y tampoco pienso que este trabajo os vaya a spoilear el libro, porque hablo del personaje, pero no de la trama.

YOUTH Y LA INFELICIDAD DEL SER HUMANO

Introducción:
Youth, de Coetzee, es una obra compleja que destaca por la profundidad de su personaje protagonista, que refleja muy bien la soledad y la infelicidad del individuo. A lo largo de la novela, podemos ver que, aunque la vida que lleva el protagonista no es mala, él es infeliz. Incluso cuando aparentemente las cosas le van bien, él se siente desdichado. 
Youth está escrita en tercera persona, pero desde el punto de vista del protagonista, y cuando la leí por primera vez, me sentí asqueada por la mediocridad del protagonista y por su forma de menospreciar absolutamente todo lo que le rodea. Todas las descripciones tienen un matiz negativo, y la forma de escribir en general trasmite una sensación de desprecio hacia la vida impresionante. ¡Era desesperante! Odié la obra, odié al autor… Estaba indignada. ¿Cómo puede alguien ser tan despreciable? ¿Cómo puede alguien escribir una historia así? ¿Pretendía el autor lucirse con una obra tan pesimista y conseguir la valoración de la crítica? ¿Qué quería? Pero entonces leí los textos de Freud, Williams y Taylor y mi perspectiva de la obra cambió.
“The impression forces itself upon one that men measure by false standards, that everyone seeks power, success, riches for him and admires others who attain them, while undervaluing the truly precious things in life.” (Freud, 1929: 2)
No sé qué pretendía Coetzee con esta obra, pero consiguió hacer un retrato muy bueno de la infelicidad y la mediocridad humanas. El personaje protagonista es un intento de artista frustrado y desencantado con la vida. Persigue un sueño idealizado que nunca alcanza ni nunca alcanzará y es incapaz de valorar lo que tiene a su alrededor. Es difícil decir si tiene una actitud victimista ante la vida, porque en varias ocasiones toma decisiones drásticas para cambiar el rumbo de su vida, pero él sabe que hay algo mal en él y que debería cambiarlo, pero no se atreve. Parece que él es muy exigente con todo lo que le rodea, él piensa que se merece mucho más que la miseria que le toca vivir, y se cree con derecho a despreciarlo todo. Culpa de su infelicidad a las mujeres, a su trabajo, y a la sociedad, pero al mismo tiempo, él se detesta, incluso se odia, a sí mismo; se siente incapaz de cambiar su forma de relacionarse con los demás.
Entonces me pregunté… ¿Es la infelicidad algo impuesto por la sociedad? ¿O el estado natural del individuo?  Pero los textos de Freud, Williams y Taylor ya responden a eso. El hombre presenta contradicciones internas que lo impiden ser feliz. 
Entonces, basándome en lo que dicen Freud, Williams y Taylor, voy a estudiar la infelicidad personaje principal de Youth. ¿Qué lo hace tan infeliz? ¿Cómo lo manifiesta? ¿Podría ser feliz o por lo menos reducir su infelicidad? Y lo más importante, ¿cuál es el objetivo o meta que persigue realmente?

Youth:
Youth es la segunda novela de una trilogía autobiográfica de Coetzee. Aquí relata sus experiencias durante la juventud. La historia comienza durante sus últimos meses en Sudáfrica, cuando está cansado de su aburrida vida allí y decide mudarse a Londres para intentar alcanzar su sueño de ser artista.
A lo largo de esta corta novela podemos conocer la frustración y la infelicidad de John, el protagonista,  que odia su trabajo, sus relaciones con los demás y en especial con las mujeres son decepcionantes, se siente incapaz de escribir, y no tiene muy claro quién es realmente.
Básicamente es de eso de lo que trata la novela. No tiene una estructura clara. De hecho, ni siquiera tiene un final. Bueno, la novela lo tiene, pero la historia no. No es solo que sea un final increíblemente abierto, sino que no se cierra ninguna trama. Pienso que es un final algo desconcertante y te deja pensando “¿qué acabo de leer?”. Creo que Coetzee eligió ese final para dar a entender que en Youth, lo más importante es el personaje y su complejidad, y que la trama tiene un papel secundario.

Felicidad e infelicidad:
“what the behaviour of men themselves reveals as the purpose and object of their lives, what they demand of life and wish to attain in it. The answer to this can hardly be in doubt: they seek happiness, they want to become happy and to remain so.” (Freud, 1929: 8).
Según Freud, alcanzar la felicidad es la principal meta de los seres humanos. En ese caso, el estado natural del hombre es la infelicidad.
Por supuesto, la felicidad es algo completamente subjetivo. Aun así, Freud establece dos tipos de felicidad. El primero se refiere al sentir gran placer, mientras que el segundo está relacionado con un estado neutro en el que no hay sufrimiento. La verdadera felicidad se parece más al primer tipo.
Los seres humanos pueden alcanzar la felicidad a través de diferentes formas. La más fácil es a través de la “intoxicación” con sustancias como drogas o alcohol, y probablemente también medicinas. Otra forma es controlar los sentimientos para no sufrir, esta alcanza la felicidad definida como estado neutro en el que no hay sufrimiento. El arte y la belleza también es otra manera de conseguir la felicidad; al apreciar la belleza y las artes podemos sentir gran placer y felicidad. Sin embargo, la forma más eficaz de lograr la felicidad, es el amor. El problema es que se trata de un arma de doble filo; nos puede hacer increíblemente felices, pero también extremadamente desdichados. “We are never so defenceless against suffering as when we love, never so forlornly unhappy as when we have lost our love-object or its love.” (Freud, 1929: 11)
Hemos visto que la felicidad es algo muy difícil de alcanzar. Pero, por el otro lado, podemos sentirnos infelices muy rápidamente. Por lo tanto, la infelicidad es algo muy común en los seres humanos.
“we cited the three sources of human sufferings, namely, the superior force of nature, the disposition to decay of our bodies, and the inadequacy of our methods of regulating human relations in the family, the community, and the state” (Freud. 1929: 13)
La dificultad de nuestros métodos para regular las relaciones humanas con la familia, la comunidad y el estado es el principal problema en nuestra sociedad, y también uno de los principales problemas en Youth. John, el personaje principal, se siente incapaz de tratar con su familia, sus amigos y parejas o ligues, pero tampoco puede manejar ni compaginar su sueño de escritor con su trabajo y la sociedad.
Además, Freud desarrolla en su obra una interesante teoría sobre los humanos y sus instintos que tienen que ser reprimidos para poder vivir en una comunidad o sociedad. Freud se centra en el instinto sexual y en la agresividad. Estos instintos, especialmente el agresivo, no pueden ser suprimidos, entonces los seres humanos los liberan volcándolos sobre ellos mismos. Los hombres se atacan a sí mismos a través de un muy fuerte sentimiento de culpa y autocastigo. Esto provoca gran infelicidad en el individuo.
Entonces, los seres humanos tienen fuertes instintos que no pueden ser suprimidos, pero tienen que ser reprimidos para poder vivir con las demás personas, que es algo que necesitan para ser felices. Tienen que encontrar un equilibrio. Ahora, si nos centramos en John, veremos lo difícil que es para él lidiar con la sociedad, y también lo fuerte que actúa en él el instinto agresivo del que habla Freud.
Ahora bien, antes de seguir, creo que hay que hacerse una pregunta. ¿Realmente John tiene como meta en la vida alcanzar la felicidad? ¿Quiere ser feliz? No parece ser su principal objetivo, la verdad. Él es infeliz, pero él da a entender a lo largo del libro que no tiene interés en ser feliz.
“If misery were to be abolished, he would not know what to do with himself” (Coetzee, 2002: 65)

Una barrera entre él y el mundo:
“What is wrong with him? Why does he make the most ordinary things so hard for himself? If the answer is that it is his nature, what is the good of having a nature like that? Why not change his nature?” (Coetzee, 2002: 95)
John solo quiere ser poeta, no le importa nada más. Podríamos decir que es su principal meta en la vida. Su mundo gira prácticamente alrededor de su sueño de ser artista. A veces parece que no le importe nada más. En el aspecto profesional, su trabajo es un mero modo de ganar dinero para sobrevivir y dedicarse a sus labores artísticas. Odia sus diferentes empleos, pero en Londres es un inmigrante y si quiere seguir viviendo en Inglaterra, necesita un trabajo. Además, su vida social es bastante aburrida, y él intenta conocer a gente, pero siempre es rechazado, o se siente rechazado; por lo tanto tiene muy pocos amigos. Por otra parte, no parece sentir aprecio por nadie. Como mucho una ligera simpatía hacia sus amigos, y poco más.
Además, tiene un serio problema con las mujeres. Parece que las odie. John siempre está buscando el amor verdadero, esa musa que se supone que tienen los artistas. El problema es que él siempre está comparando a las mujeres que conoce con el ideal que tiene en su cabeza, que nunca puede llegar a existir, entonces nunca está contento y las menosprecia porque él quiere algo mejor. Sin embargo, podemos ver en él algo de ese instinto sexual del que habla Freud, así que él necesita a las mujeres para, al menos, satisfacer sus necesidades sexuales. Prácticamente su vida amorosa se limita a tener relaciones sexuales que rara vez son satisfactorias ni para él ni para ellas. Entonces, el sexo para él es siempre frustrante y lo hace sentir despreciable. 
“Is sex the measure of all things? If he fails in sex, does he fail in the whole test of life?” (Coetzee, 2002: 113)
John a veces da la impresión de ser impasible, como si no sintiera nada, o fuera incapaz de sentir algo. Parece que hay una barrera entre él y el mundo. Él observa el mundo desde un punto de vista demasiado objetivo y frío, como si no perteneciera a este mundo. ¿Por qué? ¿Es simplemente su forma de ser? ¿O es posible que esa frialdad y esa forma de despreciar todo lo que le rodea, solo sea una forma de protegerse ante el mundo? ¿Es posible que sienta tanto miedo a sufrir, a que le hagan daño, a sentirse vulnerable, que necesite poner una barrera entre el mundo y él para sentirse seguro y por eso contemple todo con frialdad y desprecio?
Puede ser que realmente lo que en el fondo quiera sea amar y ser amado y que tenga miedo de sufrir. Pero también es posible que esa barrera sea él mismo, que se sienta tan vacío que es incapaz de sentir nada por los demás. Pero entonces ¿por qué se molesta en conocer a gente? Si no quiere relacionarse con los demás, ¿por qué hacer el esfuerzo?
“But is it his nature? He doubts that. It does not feel like nature, it feelis like a sickness, a moral sickness: meanness, poverty of spirit, no different in its essence from his coldness with women. Can one make art out of a sicknes like that? And if one can, what does that say about art?” (Coetzee, 2002: 95)
También es posible que su frustración como escritor le afecte en su vida diaria. Es decir, sería una especie de círculo vicioso: él tiene problemas en su vida social y laboral, eso le afecta y se siente incapaz de escribir; pero si no escribe se frustra y se amarga más y eso repercute en su vida diaria y la vuelve más infeliz de lo que ya es.
“And now he is in faced with real life, where there are not even examinations to fall back on. In real life all that he can do well, it appears, is be miserable” (Coetzee, 2002: 65)

El individualismo y la autenticidad:
Taylor, en su libro Ethics and Autenticity, habla de tres males de la sociedad actual: El individualismo, la mentalidad demasiado práctica o instrumental, y el desencantamiento con la política. “The first fear is about what we might call a loss of meaning, the fading of moral horizons. The second concerns the eclipse of ends, in face of rampant instrumental reason. And the third is about a loss of freedom.” (Taylor, 1992: 10)  En Youth se refleja muy bien el individualismo del que habla Taylor.
Al destruirse el orden social en el que el hombre tenía un fin superior, el hombre ya no le encuentra sentido a  la vida y ha perdido la ilusión, la pasión por la vida. Ahora los valores se han perdido y el hombre se limita a preocuparse por sus intereses y sus asuntos. 
Taylor en su obra analiza el individualismo y la cultura de la autenticidad y el narcisismo. Al contrario que otros intelectuales, él lo ve como un problema en la sociedad, pero no considera que haya que erradicar el individualismo, sino transformarlo y mejorarlo. Es un problema en la sociedad actual, pero también tiene cosas positivas relacionadas con la autenticidad y la libertad. Así que es algo que se debería mejorar y transformar en algo positivo para los seres humanos.
El principal problema del individualismo y la autenticidad es que está demasiado centrado en el individuo y menosprecia al resto del mundo. Está bien que una persona tenga sea libre para tener su propia personalidad, moral y valores y actuar en consecuencia con esto, pero no puede aislarse de las influencias mundo que la rodea. Para formar nuestra propia identidad necesitamos relacionarnos con los demás y no podemos dejar de lado nuestra sociedad, historia, y otros factores que nos influyen. Al mismo tiempo, pertenecemos a una sociedad y tenemos que participar en ella, así que no podemos ver a las personas de nuestro alrededor como meras herramientas para nuestra formación y tenemos que apreciarlas. Entonces, tenemos que encontrar un equilibrio en el individualismo y la autenticidad para no aislarnos de la sociedad en la que vivimos.
“this culture puts a great emphasis on relationships in the intimate sphere, especially love relationships. These are seen to be the prime loci of self-exploration and self-discovery and among the most important forms of self-fulfilment. This view reflects the continuation in modern culture of a trend that is now centuries old and that places the centre of gravity of the good life not in some higher sphere but in what I want to call I/ordinary life," that is, the life of production and the family, of work and love. Yet it also reflects something else that is important here: the acknowledgement that our identity requires recognition by others.” (Taylor, 1992: 45)

Es importante que seamos libres para ser como realmente somos, pero al mismo tiempo también necesitamos identificarnos con una comunidad o grupo de personas del que formar parte.
John, en Youth, es un buen ejemplo de alguien que vive aislado de la sociedad; no ha encontrado una comunidad con la que identificarse y a la que pertenecer. Parece que él solo piensa en sus asuntos y no le interesa el mundo exterior y las personas que lo rodean, prácticamente los ve como instrumentos para constituirse como artista y poder escribir, que es lo que desea en la vida. Da la sensación de que él disfruta viviendo solo en su propio mundo. Menosprecia prácticamente todo lo que tiene a su alrededor, pero es visiblemente infeliz y miserable. Parece ser incapaz de relacionarse con la gente, pero tampoco puede escribir porque él sabe que necesita las influencias de los demás, así como vivir muchas experiencias para crecer, madurar y así poder escribir. John intenta conocer a gente, pero es, o se siente, rechazado. Encima, sus experiencias sexuales con las mujeres son frustrantes. Así que, aunque pueda parecer que a John no le importa, podemos ver que todo este asunto lo hace infeliz.
 “Patriotism: is that what is beginning to afflict him? Is he proving himself to be unable to live without a country?” (Coetzee, 2002: 137)


Autenticidad y moralidad:
“If there is such a thing as the "real self" of an individual, what reason is there to think that it must coincide with an underlying character of honour, considerateness, and compassion?” (Williams, 2002: 180)

Hemos visto que es bueno que los seres humanos descubramos nuestra propia identidad. Pero hemos de tener en cuenta que, aunque tenemos virtudes, también tenemos defectos y no podemos negarlos ni ocultarlos. La sociedad ha impuesto una mentalidad, moralidad, que choca con nuestra autenticidad.

“Authenticity involves originality; it demands a revolt against convention. It is easy to see how standard morality itself can come to be seen as inseparable from stifling convention. Morality as normally understood obviously involves crushing much that is elemental and instinctive in us, many of our deepest and most powerful desires. So there develops a branch of the search for authenticity that pits it against the moral.” (Taylor, 1992: 65)

Así que, necesitamos ser auténticos, pero no podemos serlo del todo porque eso choca con la moralidad de la sociedad. Freud explica que es importante para el ser humano convivir con otras personas, pero para poder hacer eso, hay que controlar nuestros instintos, tenemos que someter nuestros vicios y defectos. Pero estos siguen ahí, y suprimirlos nos hace sentir infelices. Este asunto está relacionado con el Super yo y la culpa. Ya que no podemos liberar nuestros instintos, en especial el agresivo, los volcamos en nosotros mismos a través de la culpa y el autocastigo.

Cuando John se siente incapaz de llevar a cabo cosas communes en el día a día, no es tan virtuoso como debería serlo y tiene dificultades a la hora de relacionarse con los demás, él dice que no es su naturaleza, que es algo distinto. Él se siente asqueado, enfermo, débil. Es posible que esa sea su forma de liberar sus instintos.
En la sociedad actual se supone que tenemos que ser auténticos, pero al mismo tiempo, la sociedad y su moralidad nos exigen ser de una determinada manera. No solo se espera de nosotros que corrijamos nuestros defectos, sino que tenemos que adquirir determinadas virtudes. Si somos diferentes, hay un problema con nosotros. John, probablemente por cosas de su infancia, o puede que por su propia naturaleza, tiene dificultades a la hora de relacionarse con los demás, en especial con las mujeres, y siente una fuerte presión y se siente culpable por ser así. Esa culpa y ese autocastigo correspondiente es tan fuerte que él se siente miserable.

El sentido de la vida de John:
“Happines, he tells himself, teaches one nothing. Misery, on the other hand, steels one for the future” (Coetzee, 2002: 65)

Ya hemos visto que, aunque John es infeliz, no busca la felicidad. De hecho, considera la infelicidad algo positivo para crecer, madurar, y ser artista. Entonces podríamos decir que el principal sentido de la vida de John es ser escritor. Pero ¿para qué quiere ser artista? ¿Para encontrarse a sí mismo? ¿Para alcanzar fama?
John dice que no sabe si es sincero cuando escribe, así que no es probable que su máxima aspiración sea definirse a sí mismo a través de la escritura.
Por lo tanto, John parece querer escribir para alcanzar la fama. ¿Pero por qué quiere alcanzar la fama? ¿Qué busca realmente?
La respuesta puede resultar un poco sorprendente, pero yo diría que lo que busca en el fondo es conseguir la admiración de su madre. En Youth no sabemos mucho de la madre de John, pero sí que podemos ver que mantiene una extraña relación con ella. De pequeño estaba muy unido a ella, pero por algún motivo que desconocemos, en Youth ha decidido poner distancia y alejarse de ella. Sin embargo, su madre claramente le ha marcado y en el fondo, John necesita tener éxito para hacerla sentir orgullosa de él.
Para entender esto, sería interesante explicar muy brevemente la teoría del Super yo de Freud de la que ya hemos hablado antes. Cuando eres pequeño, hay una autoridad externa que se encarga de decirte lo que está bien y lo que está mal y castigarte cuando haces algo malo. Cuando vas creciendo, interiorizas esa autoridad y ya no es alguien externo quien te juzga por tus acciones, sino que tú mismo juzgas con severidad, no solo tus acciones, sino también tus intenciones. Eso, muy simplificado, sería el Super yo, una autoridad interior que juzga y castiga con severidad todas tus acciones y tus intenciones.
Su madre es esa autoridad que él interiorizó y por eso tiene esos sentimientos complejos con su madre. Por una parte, le tiene manía a esa autoridad y necesita rebelarse y librarse de ella. Pero al mismo tiempo, su madre no ha sido una tirana, sino que, al contrario, le ha dado tanto amor y lo admira tanto, que él siente una especie de presión por hacer que se sienta orgullosa de él.
Por eso pienso que, al final, lo que más desea John es conseguir la admiración de su madre. No solo porque es su madre, sino porque para él, inconscientemente, es como el Super yo. Y probablemente por eso, yo pienso que nunca lo logrará sentirse satisfecho y siempre se exigirá más.

Conclusión:
En este ensayo, empecé con un tema, la infelicidad, y he acabado formulando distintas preguntas que espero haber respondido. Al final podría decirse que hemos analizado los aspectos más destacables del protagonista de Youth, un personaje que de primeras podría describirse como desagradable, frustrado e infeliz.
 “The most brutal way is to say that he is afraid: afraid of writing, afraid of women.” (Coetzee, 2002: 167)
Ya lo dice en el libro. John tiene un problema con las relaciones sociales, en especial con las mujeres, probablemente por influencia de su madre. Y también tiene miedo de escribir. Bueno, en realidad, de lo que tiene miedo es de fracasar.
 “What is wrong with him is that he is not prepared to fail” (Coetzee, 2002: 167)
Ya hemos visto que para él escribir es importante en gran parte porque necesita el éxito para hacer que su madre se sienta orgullosa de él. Pero escribir significa arriesgarse a fracasar y, como ha basado su vida en eso, le aterra la idea de fallar. Por eso no se anima a escribir, porque prefiere seguir viéndolo como su sueño, como su futuro, en vez de intentarlo de verdad y arriesgarse a descubrir que la escritura no es para él, porque entonces se desmontaría su vida.
Entonces John es alguien que vive infeliz, amargado, frustrado, porque le da tanto miedo fallar, que en el fondo, aunque parezca que avanza, está paralizado y se siente muy presionado, no solo por la sociedad, sino por su Super yo. Todo eso hace que sea incapaz de relacionarse con los demás y exteriorice todo su malestar despreciando a todo lo que le rodea.

Fuentes:
Coetzee, J.M. Youth. London: Vintage Books, 2003. Print.
Freud, S. Civilization and Its Discontents. England: Chrysoma Associates Ltd. Online.
Taylor, Charles. Ethics of Authenticity. USA: Harvard University Press, 2003. Print.

Williams, Bernard. Truth and Truthfulness.


4 comentarios:

  1. Pues yo sí me he leído la entrada entera y, oye, no está tan mal escrita como me has hecho creer al principio (?) Aunque me ha matado ver cómo se te ha colado un "communes" xDDD

    Nunca me había planteado analizar las características y personalidad de un personaje mediante diversos autores filosóficos, y la verdad es que es un planteamiento bastante interesante. Sobe todo me ha llamado la atención el tema del "Super yo"; creo que releeré esta entrada cuando dé a Freud en Filosofía para entenderlo más profundamente, pero me ha gustado cómo lo has explicado de forma sencilla para que alguien tan cortito como yo lo entienda (?)

    Y bueno, que ha sido guay ver una reflexión más profunda sobre un libro que en su día no te gustó :3

    ResponderEliminar
  2. Me alegra que al final hayas publicado tu trabajo. Al acabar de leerlo, he buscado tu reseña y estuviste bastante hater :P Pero mola más aún ver cómo ha cambiado tu perspectiva con el tiempo :3
    Me ha parecido especialmente interesante los fragmentos sobre la felicidad e infelicidad, la barrera entre ese personaje y el mundo y lo referido al Super Yo, creo que da qué pensar... :O
    Si acabas cogiéndole el gusto a esta clase de personajes e historias que hacen plantearse cuestiones así (e incluso transmiten algo de apatía a ratos), me gustaría recomendarte al escritor Haruki Murakami. No digo que sea lo mismo, pero es lo más parecido a esto que he leído hasta ahora... y tengo que admitir que me encanta.

    ¡Besos! :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Murakami es alguien a quien acabaré leyendo tarde o temprano, porque cada vez que nos vemos Pepe y tú fangirleais de este hombre, pero después de lo que has dicho, tengo bastantes ganas ^^

      Eliminar

Puedes comentar cualquier cosa sobre esta entrada, ¡estamos totalmente abiertos a las opiniones de nuestros lectores! Eso sí, con respeto, ya que no nos gustaría tener que empezar a moderar los comentarios :)

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...